fbpx
martes, enero 18, 2022
Fútbol InternacionalOpinión

Queridos Reyes magos…

47views

Para este 2022, mis adorables magos quiero que se acabe la diferencia entre equipos ricos y pobres, no sólo en lo económico, sino también en los estamental.

Soy un aficionado al fútbol español, quizás del Real Madrid, quizás del FC Barcelona, quizás del Atlético…que más da. Mi deseo a vosotros mis majestades no es para un solo club, sino para todos. No es solo a nivel local sino a nivel mundial.

Para este 2022, mis adorables magos quiero que se acabe la diferencia entre equipos ricos y pobres, no sólo en lo económico, sino también en los estamental.

Si un equipo en la Copa Libertadores llega a semifinales y no tiene gran nombre, se le deje jugar y poder competir con las mismas condiciones, aunque se enfrente a un grande que haya ganado varias veces el torneo. Que si en la Champions dos equipos que no generan muchos ingresos televisivos por no tener gran nombre llegan alto, que no se quiera por ninguna de las altas esferas que esos equipos desaparezcan de los bombos lo más pronto posible. Y os pido que si se revisan las jugadas, se revisen para todos y que si el árbitro tiene que pitar un penalti a favor de manera justa a un equipo pequeño en un estadio de un grande se produzca.

Os pido que el fútbol vuelva a ser de la calle, de la gente modesta que no puede pagar una fortuna por estar 90 minutos viendo a su equipo favorito, mientras otros pueden hacerlo y se pasan el encuentro en palcos comiendo y bebiendo sin saber ni como va el resultado.

Magos de Oriente, que los derechos de televisión sean mejor repartidos, que si un grande debe desaparecer por su mala gestión lo haga, que no haya ayudas políticas ni de terceros con influencias para que siempre ganen los mismos y no puedan ganar otros.

Que representantes mafiosos no ganen millonadas moviendo futbolistas esclavos de sus carteras y que presidentes que se creen guapos ante las cámaras no engañen a la gente con palabras bonitas y sueños imposibles.

Os pido para este 2022, que el Mundial de Catar no sea el de la vergüenza y el de la desigualdad, de unos jeques que modifican una cita histórica, como quieren y cuando quieren porque tienen más dinero que nadie y en cambio mueren en la construcción de los estadios obreros sin derechos, a los que les aprieta la corbata miran para otro sin importarles lo más mínimo sus miserias.

Y por último, os pido que no nunca nos aburramos de esta pasión que es el fútbol. Que las nuevas generaciones se reenganchen a lo que hemos sentido generaciones y generaciones por este deporte. La repetición constante de lo mismo, los pocos goles y la cantidad y poca calidad está haciendo que el deporte rey sea cada vez menos seguido entre las personas jóvenes.

Ojalá que todas estas cosas cambien.

Atentamente a mis queridos reyes magos del fútbol.

Carlos Navio Villalobos
Colaborador de Diario Deportivo CR, radicado en Madrid-España.
P