fbpx
lunes, octubre 14, 2019
FútbolFútbol NacionalSin categoría

“Levántese negro maricón, nos va a tirar el taco como su hermano”

76views

Padres de familia de los niños que conforman las ligas menores del Saprissa insultaron así al niño Maikel Mcdonald, hermano menor de Jonathan.

Parece increíble tener que dedicar estas líneas a un tema tan vergonzoso y que nos retrata de una manera mucho más que penosa como sociedad.

El sábado anterior las divisiones menores de Liga Deportiva Alajuelense y el Deportivo Saprissa se enfrentaban en un clásico celebrado en el Centro de Alto Rendimiento del conjunto manudo en Turrucares de Alajuela.

Todo transcurría con normalidad hasta que al minuto 16 del tercer tiempo, padres de familia de los niños del equipo del Deportivo Saprissa, comenzaron a insultar fuertemente al niño Maikel McDonald, con insultos racistas. Fue tan penosa la situación que el juego tuvo que ser suspendido, ya que el niño se acercó llorando al árbitro central y éste se vio en la obligación de detener el juego por 6 minutos.

Es sencillamente deplorable, inhumano, vergonzoso y bochornoso lo protagonizado por estas personas que uno, con el mayor de los respetos, no comprende como pueden comportarse así y peor aún, siendo padres de familia. Vaya ejemplo brindan a sus hijos.

“Levántese negro maricón, nos va a tirar el taco como su hermano. Vaya llore donde su mamita negro maricón”. Estos fueron los insultos que ese grupo de inadaptados y fanáticos lanzaron contra el niño, de acuerdo con el informe arbitral. Indiscutiblemente, una verdadera pena, rabia e impotencia.

Y es que esta terrible situación va mucho más allá de fanatismo, se trata de una pérdida completa de valores. ¿Donde quedaron el respeto, el compañerismo, la solidaridad y el juego limpio que se recita en los reglamentos y campos de fútbol? Muy tristes por lo ocurrido, esperamos que la dirigencia del Deportivo Saprissa tome cartas en el asunto.

De hecho, el conjunto morado ayer emitió la siguiente comunicación: “El Deportivo Saprissa repudia y rechaza vehementemente la actitud y el accionar de los padres de familia que insultaron al jugador Maickel McDonald durante el desarrollo del Clásico de Divisiones Menores, que se llevó a cabo el sábado pasado. La institución es respetuosa de los valores e integridad que deben prevalecer en todos los ámbitos del fútbol, por lo cual se iniciará una investigación sobre lo sucedido para evitar que este tipo de situaciones se vuelvan a repetir”.

Instamos a la dirigencia morada a tomar cartas en el asunto, esperamos que la investigación traiga consecuencias sobre este grupo de personas que estamos seguros, no representan en lo más mínimo los valores de dicha institución.

Y como la justicia siempre aparece, en la última jugada del partido, Maikel anotó de tiro libre el gol del triunfo para Alajuelense. Como dice aquel refrán, “el que no quiere caldo, que le den dos tazas”.

La fotografía que ilustra esta nota es el reporte arbitral del juego.