fbpx
domingo, mayo 19, 2024
Opinión

Bobby Charlton: el mejor futbolista inglés de la historia

693views

Falleció el mejor jugador inglés de todos los tiempos, Sir Bobby Charlton, a la edad de 86 años. Ganador del Mundial del 66 y superviviente de la tragedia de Múnich. Es el mayor mito de la historia del Manchester United.

Hablar de Bobby Charlton es hablar de fútbol británico y de Old Trafford, con palabras de oro. Ha sido junto con Wayne Rooney, el futbolista que ha superado todos los registros dentro de la selección nacional. Superviviente de la tragedia del aeropuerto de Múnich, donde fallecieron 8 futbolistas. Sus últimos momentos estuvieron asociados a la demencia, desde el año 2020.

DiarioDeportivoCR.com | Publicidad
DiarioDeportivoCR.com | Publicidad

Nació en Ashington, en Inglaterra, el 11 de octubre de 1937. Perteneció al Manchester United diecisiete años, desde los 18 años. Jugó 758 partidos y anotó 249 tantos con la camiseta de los ‘red devils’.

Poseía como jugador de fútbol una gran calidad, con un amplio dominio de los dos pies, unido a una excelente visión de juego y una enorme capacidad goleadora. Su dorsal habitual fue el número ‘9’. Ganó tres títulos de liga inglesa y consiguió la primera Copa de Europa para el Manchester United en 1968, junto con George Best y Denis Law, tras derrotar al Benfica. En esa final anotó dos goles.

Diez años antes de aquella final. El ‘United’ vivió una gran tragedia. Cuando el equipo se encontraba regresando a Inglaterra, tras jugar contra el Estrella Roja en Belgrado, hizo escala en el aeropuerto de Múnich para repostar combustible. Se produjo un fatal accidente, el avión se estrelló y murieron 23 personas; entre ellos futbolistas, cuerpo técnico, personal del vuelo y periodistas. Uno de los supervivientes fue Bobby Charlton, un hecho que lo marcaría para siempre.

Con la selección inglesa disputó cuatro mundiales: 1958, 1962, 1966, 1970. Disputó 101 partidos como internacional. En 1966 el Mundial se celebró en Inglaterra y la selección de las rosas fue capaz de ganar el torneo ante Alemania por 4-2, con un gol célebre, donde el balón no entró tras dar en el larguero, después de un disparo de Hurst.

En ese mismo 66, fue ganador del Balón de Oro. En 1994, fue nombrado Caballero del Imperio Británico, debido a sus contribuciones al fútbol y a las causas benéficas.

Nos deja una figura irrepetible, un gentleman. El reflejo de otro fútbol, de otra sociedad y de otros valores.

Hasta siempre Sir Bobby.

Carlos Navio Villalobos
Colaborador de Diario Deportivo CR, radicado en Madrid-España.