fbpx
viernes, agosto 19, 2022
Fútbol InternacionalOpinión

Mariano el enemigo público número uno

60views

La controversia con Mariano radica en dos focos. El sueldo de 3.8 millones de euros anuales, una gran cantidad pensando en su rendimiento en el terreno de juego.

Mariano se ha convertido en un jugador muy mal visto dentro de la cúpula directiva del Real Madrid. Su falta de ganas de afrontar nuevos retos, su ficha y su poco rendimiento en los últimos años, le convierten en el enemigo público número uno para el madridismo.

A poco menos de 10 días para que comience la liga española, el Real Madrid tiene muy definida lo que va a ser casi la totalidad de la plantilla.

En defensa la llegada de Antonio Rudiguer y en la medular la de Aurélien Tchouaméni, han conseguido que la retaguardia parezca estar bien cubierta. Con los jugadores que ya estaban y la llegada de estos, Mendy parece que ya no es el lateral izquierdo titular indiscutible y tendrá que jugarse el puesto con Alaba.

En el centro del campo: el trío eterno Casemiro, Modric, Kroos. Parece haber encontrado un relevo o por lo menos oxigenación, para lo que se viene encima. El citado Tchouaméni, Federico Valverde y Camavinga, parecen aportar la calidad suficiente como para poder aguantar una temporada durísima.

Y en la delantera se confia en otras tres bendiciones: Rodrygo, Vinicius, y sobretodo en Benzema. Jovic se fue a la Fiorentina, Borja Mayoral se ha marchado al Getafe. Y el único recambio que queda natural para los puestos de arriba, es Mariano.

Ancelotti ha probado con Hazard de falso nueve, con Asensio con más libertad de movimientos. Pero lo que parece estar suficientemente claro es que estas soluciones no son muy efectivas. Y que el club blanco debería incorporar un delantero suplente de garantías y ahí es donde el nombre de Mariano se convierte en noticia.

El jugador de Premiá de Mar, lleva ya cuatro temporadas seguidas en el Real Madrid. Criado en la cantera blanca, pasó por todas las categorías, hasta que en la temporada 2017-2018 y 2018-2019 se fue al Olympique de Lyon francés. Y regresó a la disciplina madridista, en la 2018-2019 y ha permanecido hasta ahora. El total de goles en esos cuatro años, ha sido de 12, una cantidad muy pobre. Y no solo Ancelotti no cuenta con él, Zidane en su momento tampoco lo utilizó.

La controversia con Mariano radica en dos focos que son muy claros. Por un lado, el sueldo; 3.8 millones de euros anuales, una gran cantidad sobretodo pensando en su rendimiento en el terreno de juego. Y, por otra parte, su falta de ambición de coger las maletas e intentar ser crack en otro equipo. Porque ofertas no le faltan, pero nunca ha querido irse. Si se decidiera a fichar por otro club su ficha podría ser ocupada por otro delantero que pudiera ayudar a relevar a Benzema.

Desde los medios de comunicación afines al Real Madrid, se insiste con ahínco en que Mariano debe irse, que este año el jugador dominicano debe ser traspasado. Pero, aunque queda un mes para cerrar el mercado de fichajes, él parece dispuesto a no mover un dedo un año más.

Es un jugador del que puedo hablar de su vida privada. Uno de sus asistentes personales, es conocido mío, y en muchas ocasiones me ha hablado de como es su día a día. El prefiere no jugar al fútbol, seguir viviendo en Madrid y cobrar tan maravilloso contrato hasta que finalice el año próximo. Porque él sabe como ocurre en estos momentos, que una vez acabe la unión contractual con el club de Chamartín, tendrá ofertas donde elegir.

El caso recuerda en mucho al sufrido anteriormente con Gareth Bale, un jugador que tiene contrato y no quiere jugar. Pero eso sí, debes abonarle religiosamente su sueldo, hasta que este finalice su ligamen.

Es una nueva dimensión lo que se produce en el fútbol actual y que anteriormente no se producía. Por una parte, el jugador desea apurar el contrato con un club grande que le está pagando un buen sueldo y después convertirse en agente libre. Y por otro lado, hay quienes prefieren ser solo profesionales porque se les paga, pero no juegan y no les importa no hacerlo con la selección nacional o intentar ser recordado como un jugador célebre.

No critico ni censuro a Mariano. Cada cual toma las decisiones que ve oportunas en su vida. Pero lo que sí está claro es que después de jugar muy poco y tener en sus palmarés una Champions, 2 Mundiales de Clubes, 1 Supercopa de Europa, 2 Ligas españolas y 1 Supercopa de España… ¿Dónde va a estar mejor él que en el Real Madrid?

Carlos Navio Villalobos
Colaborador de Diario Deportivo CR, radicado en Madrid-España.